Página Entidad

Bloque Principal

icono
Barcarroteños ilustres
usted está en Municipio » Barcarroteños ilustres

Recogemos aquí las biografías de aquellos barcarroteños que, por su trayectoria, se han distinguido:

Barcarroteño: GUZMÁN RICIS.


Nace Antonio Guzmán Ricis el 30 de abril de 1896 en Barcarrota (Badajoz) en el seno de una familia amante de la música.

Para poder ampliar sus estudios de piano y armonía ingresa como músico en la Banda de Música del Batallón de las Navas. Poco después es destinado el Batallón a África. Después de varios meses, rescinde el contrato y regresa a la Corte para ingresar en la Banda de Música de Ingenieros. Continúa sus estudios en el Real Conservatorio y obtiene la nota de sobresaliente en Solfeo y Armonía.

En 1919 es nombrado director de la Banda Municipal de la Gineta (Albacete) y en 1921 de la Banda Provincial de Cuenca.

El 7 de agosto de 1924 toma posesión. Tras un trabajo intenso consigue presentar la Banda de Música el día 7 de Noviembre de 1924.

En 1925 consigue la dirección de la Banda Municipal de Baracaldo, a la cual renuncia ante las muestras de afecto recibidas en Palencia y muy especialmente de las autoridades. En 1928 inicia una nueva fase en su vida artística por la visita a Palencia de la Coral Zamorana. Fue tan ruidoso el éxito alcanzado en su actuación que muchos buenos aficionados palentinos, capitaneados por don Ramiro Álvarez, se reúnen y le requieren para la organización de una coral a semejanza de la zamorana a lo cual gustoso acepta.

En 1930 en Concurso de Corales de Valladolid, la Coral filarmónica Palentina se alza con el 2º premio.

En Febrero de 1932 se estrena La Zarzuela en tres actos y en verso "El Villano Señor", siendo la música del maestro Guzmán Ricis.

La Banda de Música progresa notablemente. Ello impulsa a Guzmán Ricis a solicitar permiso para asistir al Concurso Internacional de Orense con el solo objeto de medir el nivel artístico de la agrupación. Acompañados por el alcalde, el señor Olmo, y del Concejal Delegado de la Banda, señor Escobar, acude a Orense y consigue Mención Honorífica al 2º Premio.

La Coral decae por falta de asistencia en 1933, ello apena a Guzmán Ricis. Vuelve a tomar las riendas y ensayando en los locales del antiguo manicomio reanuda sus éxitos. Por entonces armoniza: "El Rengue", "Lucerito que alumbras", "Acarrea Majito" y compone ilustraciones.

El 2 de Febrero de 1941estrena en el Teatro Victoria, el Himno que para la Villa y Comarca ha compuesto sobre la letra de Don Mariano Díez Vázquez por entonces Secretario de la Villa. En los concursos provinciales de canciones convocados por el Frente de Juventudes, en 1942, consigue los primeros premios de Palencia, Cuenca y Badajoz.

El 27 de Mayo de 1942 ve con gran dolor como es disuelta la Banda de Música por haberse negado a acudir a una actuación privada y contratada.

En el Concurso Nacional de Musicología corresponde al año 1945, su colección de canciones "Pallantia" obtuvo el 2º Premio Nacional.

De sus 240 composiciones destacamos, además de las ya citadas: "Serenata Española", "A Orillas del Huécar", "La Romería de Santo Toribio", "Luisito", "Celia", "Lolita", "Himno a Cuenca", "El Favorito", "Las Bandas de Oro", "Barcarrota", "Extremadura", "Castilla", "Asturias", "Misa en Fa" y "En Casa del Tío Vicente".

Guzmán Ricis fallece, vestido de uniforme, en los locales de la Academia de Música, momentos antes de un ensayo, posiblemente "La Cacería" - que él había popularizado-, el 22 de Julio de 1944 y, por cruel ironía del destino, el mismo día que el Boletín Oficial del Estado publicaba su nombramiento como Director de la Banda Municipal de Música de Sevilla, por concurso de méritos.

 

Barcarroteño: MARTÍNEZ GIRALDO


Nació Luis Martínez Girado el 1 de Diciembre de 1948 en Barcarrota, siendo bautizado en la Parroquia de Santiago. Su padre, Luis Martínez, agricultor y ganadero, explotaba entonces una finca, "Las Merinillas", situada en Valverde de Leganés. Su madre, Sergia Giraldo, al llegar el tiempo del parto, se traslada a Barcarrota para pasar el trance junto a su familia.

Recién nacido y cristianado, Luis es trasladado a un campo de Badajoz, donde su padre desarrolla su labor y allí empiezan sus primeros recuerdos, entre los que destaca uno que llena toda esta etapa: la libertad.

Su aspecto formativo estaba apenas cubierto por la presencia de una adajoz nte que se desplazaba "ex profeso" al campo, pero Luis recuerda mucho más las clases a sus hermanas que a si mismo, cuya libertad no se vería cortada hasta que , a los ocho años, su padre lo envía interno al colegio salesiano de Puebla de la Calzada.

Un curso antes, había estado en las Escuelas Nacionales de Barcarrota a título de prueba, tras un acuerdo entre su padre y el inolvidable Manuel Badajoz Redondo, pero no debieron ir las cosas a gusto de su progenitor que, al curso siguiente, toma la adajoz que hemos referido.

En el colegio Salesiano, cursa el preparatorio y el ingreso adajoz n a casa solo en las vacaciones y valorando entonces, ay, la libertad perdida. La Comunidad Salesiana se traslada adajoz a Mérida y, Badajoz ntemente, el internado, de manera que Luis permanecerá ocho años en la futura capital autonómica, estancia que interrumpe tras tener un accidente que le costó la fractura del adaj y que, complicado con un diagnóstico tardío, supusieron el abandono de la enseñanza, que reanudaría adajoz en el Instituto Zurbarán de Badajoz, donde terminaría el Bachiller Superior.

 

Barcarroteño: DOMÍNGUEZ NIETO


El escultor Saturnino Domínguez Nieto nace en Barcarrota el 18 de Noviembre de 1906.

A los 18 años solicitó‚ y obtuvo‚ ser pensionado por la Diputación de Badajoz para iniciar‚ y en su caso continuar y culminar‚ los estudios de Pintura‚ Dibujo y Escultura. En Badajoz‚ durante dos años‚ comienza su preparación en la Escuela de Artes y Oficios. Se traslada a Sevilla‚ donde permanece alrededor de dos años‚ perfeccionando su técnica y ahondando en el estudio de la Anatomía Humana y la escultura clásica.

Los siguientes cuatro añoslos pasa en Madrid y Toledo‚ sin dejar de estudiar y trabajar.

Hacia 1928 se instala definitivamente en Madrid‚ donde ingresa en la Escuela de Bellas Artes de San Fernando‚ cursando los estudios de Dibujo y Escultura.

Hasta el comienzo de la Guerra Civil alterna el trabajo asalariado en la industria cinematográfica con sus estudios y los encargos particulares‚ alcanzando un destacado prestigio en el ambiente artístico madrileño‚ donde se le conoce también por Nino Domínguez.

En 1936 es incorporado a filas en el ejército republicano‚ suspendiendo toda actividad laboral y artística.

Sus primeras obras las realiza en su pueblo‚ Barcarrota‚ y aunque conservamos una lista manuscrita con una sucinta relación de sus obras desde 1927‚ sabemos que no está completa y en muchos casos no indica el nombre de la persona retratada.

En otros casos sí lo indica o se conoce la persona ya que son bustos u obras que se conservan físicamente o tenemos fotografías de los mismos: bustos de Dña. Margarita Miralpeis‚ de la Srta. Encarnación Cacho‚ de D. Luis Cacho‚ de D. José Joaquín Jaime‚ de D. Juan Saavedra‚ de varias personas pertenecientes a la familia Villanueva‚...

Debemos destacar «Extremeñita»‚ busto en bronce que se encuentra en el Museo de Bellas Artes de Badajoz.